¿Qué es un aceite vegetal?

Es un compuesto orgánico líquido que se obtiene de las semillas y frutos de ciertas plantas.

Extracción de aceites vegetales

La forma de obtener el aceite vegetal está relacionada con las propiedades que tendrá dicho aceite.

Los aceites con más propiedades son los que se obtienen por presión mecánica en frío ya que no altera el aceite, sin embargo con la presión en caliente se obtiene más cantidad de aceite pero las altas temperaturas alteran las propiedades haciendo que disminuyan.

Es por eso que el aceite más natural es el que se obtiene por presión mecánica en frío y que además es de procedencia ecológica para que esté libre de pesticidas, fertilizantes u otras sustancias que puedan alterar su composición.

Los aceites vegetales se usan para alimentación y también para cosmética, ya que además de nutrirnos por dentro también pueden nutrir nuestra piel por fuera.

No todos los aceites son aptos para ingerir sin embargo la gran mayoría sí que son aptos para uso cosmético, lo único que cada aceite tiene unas características que hace que no sea apto o recomendado para todo tipo de piel.

 

Cómo conservar los aceites vegetales

La mejor manera es conservarlos en frascos de cristal opaco alejados de la luz directa y fuentes de calor.

Mantener siempre la botella cerrada.

Y si notamos que cambia su olor, color o aspecto entonces desecharlo.

 

Aceites vegetales propiedades

Los aceites vegetales son antioxidantes, regenerantes, tonificantes, dermoprotectores, reparadores, suavizantes, nutritivos, emolientes, proporcionan elasticidad, luminosidad, vitalidad, previenen el envejecimiento, estimulan el crecimiento celular y cuidan de la piel.

 

Aceites vegetales más usados en cosmética natural

Argán, aguacate, almendras dulces, coco, germen de trigo, girasol, jojoba, oliva, ricino, rosa mosqueta, semilla de uva, sésamo y macadamia.

 

¿Para qué tipo de piel se pueden usar los aceites vegetales?

Yo creo que para todas, ya que  cada aceite tiene unas propiedades y siempre hay aceites adecuados para todos los tipos de piel.

Sin embargo las pieles castigadas sensibles secas irritadas suelen encontrar un gran aliado en los aceites vegetales.

Así como el cabello y el cuero cabelludo.

 

Aceites vegetales recomendados según el tipo de piel

Piel seca, madura

Argán, almendras dulces, albaricoque, aguacate, germen de trigo, jojoba, macadamia,  onagra, semilla de pepita de uva, girasol y oliva.

Piel irritada, sensible

Almendras dulces, aguacate, albaricoque, girasol, avellana, germen de trigo, Jojoba, semilla de pepita de uva y oliva.

Piel grasa, mixta

Almendras dulces, argán, jojoba, avellana, semilla de uva, albaricoque y girasol.

 

Usos de los aceites vegetales para el cuidado de la piel

Dermatitis, grietas, quemaduras, estrías, flacidez, inflamación irritación, sequedad, descamación, cicatrices, antiarrugas, manchas, rojeces…

Aceites recomendados para dar masajes

Aceite de almendras dulces, coco, semilla de uva, sésamo y albaricoque.

Aceites recomendados para tratar o prevenir las estrías

Aceite aguacate, almendras dulces, argán y rosa mosqueta.

Aceites recomendados para tratar o prevenir las arrugas

Aceite de rosa mosqueta, aguacate, almendras dulces, germen de trigo, onagra y semillas de uva.

 

Cómo usar un aceite vegetal

Perfectamente se puede aplicar sobre la piel y el cabello directamente y también se puede usar combinándolo con otros productos naturales como los aceites esenciales e incluso añadiéndolo a las cremas faciales y otros productos de cosmética.

 

Precauciones a tener en cuenta antes de usar un aceite vegetal

Algunos aceites pueden producir alergia, se trata de los aceites extraídos de frutos secos como por ejemplo el de almendras dulces.

Ante la duda lo mejor es hacer una prueba de alergia para casos de intolerancia, pero en los casos de alergia  a un fruto seco o algún alimento entonces no usar el aceite correspondiente.

Los aceites pueden manchar la ropa, algunos más que otros. Te recomiendo que lo tengas presente sobre todo a la hora de usar ropa de tonos claros.

Otra opción es aplicar el aceite sobre la piel húmeda después de ducharte y secarte con una toalla de manera suave y sin frotar para no retirar el aceite.

 

top